Sidebar

20
Tue, Oct
-->

EL #PES, COMO SU HARAGAN Y GOLONDRINO DIRIGENTE, JORGE ARGUELLES, UN PARTIDO SIN SUSTENTO SOCIAL…

LA COLUMNA...
Typography

Por: Felipe Villafaña

La política de austeridad convocada por la llamada Cuarta Transformación, para el Partido Encuentro Social, es una simple frase, porque ellos prefieren los festejos faraónicos y el malgasto en todos sus eventos.

Prueba de lo anterior está la populista toma de protesta de Jorge Argüelles Victorero, en donde hay diversas violaciones al marco legal de la Constitución Política Mexicana.

Acostumbrado el diputado federal a violentar todo tipo de marco legal, ahora como buen cristiano, utilizó su religión para hacer proselitismo político y lograr tener un manejo de unos 380 mil pesos mensuales en prerrogativas.

El excesivo gasto de la toma del dirigente del instituto político no lo tuvieron ni en sus viejos tiempos los priístas, quienes más que como gobierno hegemónico preferían otras plazas y no los zócalos, por el respeto al tránsito ciudadano, además de que como creadores de las instituciones públicas mantenían respeto a las mismas.

Pero como el PES solamente es un partido político sin una razón filosófica, para el “histórico” y populista evento de la toma de protesta de Jorge Argüelles, utilizaron recursos públicos, sobre todo de la delegación de la Secretaría de Bienestar Social.

La movilización para acudir a la Plaza de Armas “General Emiliano Zapata Salazar” fue convocada desde los púlpitos de las iglesias cristianas, en donde sus seguidores estaban obligados en asistir y dar su diezmo, tanto para el evento como para el propio PES.

De igual manera hubo recursos provenientes de la delegación de la Secretaría de Bienestar Social de Morelos, que encabeza Hugo Erik Flores, que por atender a su partido se ha olvidado de repartir los recursos públicos dirigidos al combate de la pobreza y extrema pobreza.

No cabe duda que diariamente la dirigencia de Encuentro Social comete bastantes ilegalidades, desde la designación de sus dirigentes, la de su coordinador parlamentario (fue fuera del marco legal), así como el carecer de un domicilio fiscal en Morelos.

De hecho, el diputado federal había pedido al gobernador del estado quitar a pensionados y jubilados la “Casa Tabachín” a cambio de que ahí fueran las oficinas del PES; sin embargo, el mandatario estatal, Cuauhtémoc Blanco Bravo, rechazó la propuesta y le recordó a Jorge Argüelles la separación de su administración del instituto político que lo postuló al Poder Ejecutivo.

Jorge Argüelles no es de Morelos, acá nadie lo conoce y es como la caca del perico: ni huele ni hiede, su objetivo es la postulación a la presidencia municipal de Cuernavaca en donde carece de arraigo.

Este aventurero de la política, es hoy, diputado federal porque obtuvo el triunfo por el Cuarto Distrito Federal gracias al Presidente Andrés Manuel López Obrador, la campaña que hizo la actriz y cantante Belinda con él y porque aprovechó la desgracia de los damnificados por el sismo del pasado 19 de septiembre del 2017.

No es un personaje realmente popular, en sus desayunos cotidianos en un restaurante del centro de Cuernavaca siempre se le ve solo, nadie de los comensales que ahí llegan lo saludan o cuando menos le dicen buenos días señor diputado, es un total desconocido.

Algunos compañeros de los medios de comunicación se le acercan para sacar la nota del día, en la que opina y siempre malinformado, sin sustento y conocimiento de los problemas que hay en la entidad.

Pareciera que también desconoce lo que en su momento fueron los más de 400 pueblos de Morelos, pero a cambio tiene todos los recursos públicos de la Secretaría de Bienestar Social en Morelos para hacer proselitismo, los cuales le son otorgados por su benefactor Hugo Erik Flores.

En la reconstrucción del PES a nivel nacional y estatal, el dinero que debería de ser para becas, apoyos al agro, a madres solteras, personas de la edad en plenitud, de ataque a la pobreza, del desarrollo de los pueblos y demás es para un partido político.

El desvío de recursos públicos es evidente por parte de quienes hoy encabezan Encuentro Social en Morelos, pero mantienen todo el apoyo de la Cuarta Transformación porque son aliados electorales.

Es de advertirse que para el siguiente proceso electoral el PES aun con todo el dinero de la delegación de Bienestar Social y de las prerrogativas aún estaría en riesgo su registro como partido local, porque para conservarlo tendría que contratar como candidato a Javier “El Chicharito” Hernández o regresar con Belinda, para la diputación local ambos.

Y esto es porque Encuentro Social su vínculo con la sociedad es nulo, es sectario, de un grupo de amigos y en su momento fue construido desde la Secretaría de Gobernación, cuando Miguel Ángel Osorio Chong sabía que no sería el candidato del PRI hacia la Presidencia de la República, solo por restar votos al partido que le regaló una diputación federal. Por hoy es todo, nos leemos el lunes. Y no olviden navegar por nuestra página www.vidapolitica.com.mx, por nuestras redes sociales @vida_politica y a través de su cuenta del Facebook con sólo escribir en su buscador REVISTA VIDA POLITICA

Sign up via our free email subscription service to receive notifications when new information is available.