Sidebar

23
Mon, Sep
-->

CON MARÍA DEL CARMEN VERÓRICA CUEVAS LÓPEZ, VIVE EL PODER JUDICIAL DE MORELOS SU PEOR MOMENTO EN TODA SU HISTORIA…

LA COLUMNA...
Typography

Por: Felipe Villafaña

Ni en los tiempos cuando el gobernador era el máximo jerarca y se simulaba separación de poderes con un gobierno priísta todo poderoso, el Poder Judicial tuvo una mala imagen, como la actual.

Vive hoy el Tribunal Superior de Justicia uno de los mayores cuestionamientos de todos los sectores sociales, sobre todo en cuanto a casos de corrupción, abuso y hasta intolerancia de jueces de primera instancia y sus magistrados.

El pleno judicial, hoy sus 18 integrantes todos están bajo el señalamiento social, ninguno se salva porque todos están inmiscuidos en los abusos y errores de su magistrada presidente María del Carmen Verónica Cuevas López.

El enojo de la base laboral no es menor y cada vez sienten el hostigamiento y la represión laboral a los que son sometidos, incluso la amenaza constante hasta por no coincidir con las creencias religiosas de quien encabeza el máximo tribunal morelense.

La administración de la justicia en Morelos está de cabeza, solamente habrá que señalar un ejemplo para demostrarlo, es el consentimiento de posponer el juicio de vincular a proceso a una ex diputada que destruyó el Congreso local, Beatriz Vicera Alatriste, quien con su soberbia y formas de actuar muy personales causó problemas físicos, mentales y hasta la muerte de varias personas.

Pero el castigo hacia Beatriz Vicera Alatriste pareciera que jamás vendrá porque fue la principal impulsora de abrir los caminos para que los magistrados, prácticamente, sean eternos en el cargo quienes todavía al salir puedan jubilarse y recibir un estímulo económico millonario al concluir su gestión.

En los poco más de cuatro años de estar al frente del Poder Judicial de Morelos, María del Carmen Verónica Cuevas López ha logrado consolidar un grupo de magistrados “mayoritario”, sobre sus oponentes quienes fueron la que en el pasado la impulsaron al cargo.

Esa división de los 18 magistrados del Tribunal Superior de Justicia ha dejado bajo cuestionamientos la administración de la justicia, sobre todo porque por sus grillas los también conocidos como jueces de segunda instancia se han olvidado de su trabajo.

Los excesos de los magistrados son demasiados y van con la compra de autos de lujo para cada uno de ellos, telefonía celular que ni Obama la tiene, es el reciente regalo que recibieron y el pago de sus gastos por comidas, casetas, gasolinas y otros.

A CAMBIO, LOS TRABAJADORES LLEVAN CUATRO AÑOS SIN AUMENTO SALARIAL, LES QUITARON EL APOYO DE DESPENSAS Y HASTA LA VIRGEN DE GUADALUPE QUE TENÍAN EN EL ESTACIONAMIENTO DEL EDIFICIO CENTRAL DEL TSJ PORQUE LA MAGISTRADA PRESIDENTE ES “CRISTIANA”.

En cuanto a la sociedad se refiere, hasta el Ejército Mexicano se ha quejado de cómo se “administra la justicia”, porque han aprehendido a integrantes de bandas delictivas en flagrancia del delito, pero los jueces suelen dejar libres a los que dañan la armonía social.

Es la peor etapa que vive el Poder Judicial de Morelos, no lo dicen las encuestas de las consultoras o de los diarios, es la voz popular que señala con su dedo índice a un tribunal con serios actos de corrupción.

El problema es que para evitar castigo a futuro, con una reforma a modo, el ex gobernador Graco Ramírez amplió el tiempo en el cargo a los magistrados y les quitó el Consejo de la Judicatura en donde la sociedad podía quejarse de su mala actuación, además de evitar el despilfarro de recursos económicos como sucede actualmente.

En otras palabras, es evidente que hay el desvío de recursos económicos dentro del Poder Judicial para beneficio de la imagen de una persona y es María del Carmen Verónica Cuevas López.

Sin embargo, a pesar del maquillaje, la juez de segunda instancia carece de una imagen a su favor, al contrario trae consigo una mancha de corrupción demasiado fuerte y que la deja como la peor presidente del Poder Judicial en Morelos.

Dicen que el poder vuelve soberbios a los inteligentes y locos a los ignorantes, para el caso del TSJ en el estado María del Carmen Verónica Cuevas López la locura le pegó a su máximo grado, tanto así que como pasa en la historia con los traidores: nunca se olvidan y ahí está Judas de ejemplo.Por hoy es todo, nos leemos el viernes. Y no olviden navegar por nuestra página www.vidapolitica.com.mx,por nuestras redes sociales @vida_politica y a través de su cuenta del Facebook con sólo escribir en su buscador REVISTA VIDA POLITICA