Sidebar

30
Fri, Jul
-->

A 48 HORAS DE LA ELECCIÓN, LAS ENCUESTAS, MÁS QUE CERTEZA, GENERAN CONFUSIÓN EN EL ELECTORADO MORELENSE, POR LO QUE, A RÍO REVUELTO, GANANCIA DE ¿QUIÉN?...

LA COLUMNA...
Typography

Por: Felipe Villafaña

A 48 horas o menos de la jornada comicial, hay confusiones, siguen las campañas negras y presuntas encuestas en las redes sociales, que generan duda entre el electorado y, sobre todo, inhiben el voto.

El domingo será una jornada difícil, en la que la ciudadanía aún está indecisa sobre quién merece darle confianza en los próximos tres años en una diputación federal, local y las presidencias municipales.

La publicidad en redes sociales, que no están dentro del marco legal, abundan sobre las promesas de lo que harían ciertos candidatos en caso de ocupar el cargo, pero sin asumir un compromiso serio con la sociedad.

Las campañas sucias siguen, incluso en la telefonía celular o de la vivienda con llamadas desde la Ciudad de México, con mensajes donde se hablan de presuntas declinaciones de aspirantes a las alcaldías en pugna, principalmente la de Cuernavaca.

La generación de una cortina de humo sin duda alguna también traerá violencia electoral que no es provocada por los votantes, sino de parte de los candidatos y sus partidos políticos.

En la misma tónica están los viejos partidos, los de reciente creación y hasta aquellos que por obviedad desaparecerán después del seis de junio, porque obtuvieron un registro virtual y ante el desconocimiento legal de la materia por parte de los integrantes del Consejo Estatal Electoral, del Instituto Morelense de Procesos Electorales y Participación Ciudadana.

Es una realidad tangible que por la ambición de los consejeros electorales y la correa que los ata a un amo, que no es el pueblo, deben responder a esos intereses partidistas de quienes les otorgaron el espacio para tener un salario de 60 y 70 mil pesos mensuales, que al final, con las prestaciones sociales y apoyos financieros superan los 100 mil pesos.

De ahí que al salir a emitir su voto los ciudadanos deberán pensar en el futuro de sus comunidades, en quién realmente cumplirá con las principales demandas y los alcances que tienen para responder temas como es la seguridad, hoy en manos del gobierno estatal.

Otro de los temas sensibles es el empleo y cómo habrán de fomentar desde su asiento municipal o estatal el verdadero desarrollo económico, sobre todo cuando el estado está ubicado entre las 10 entidades con menor recuperación en plazas laborales con salarios medianos y las prestaciones sociales de ley.

Ya no se diga los servicios públicos en una entidad que padece también de la sequía por el calentamiento global, que cambió el ecosistema en cada localidad y hasta los tiempos de siembra y cosecha de los alimentos.

En estos momentos de confusión de redes sociales llenas de falsos redentores, de promesas, propuestas sin sustentos y todavía con el regreso de quienes en el pasado reciente saquearon las finanzas públicas de Morelos, no es fácil para electorado definir quién será su autoridad.

Quizá por esas razones el domingo seis de junio marque historia en la vida democrática de los morelenses, pero en forma negativa con un alto grado de ausentismo porque la autoridad electoral estuvo más preocupada en el dinero, que en fomentar la participación ciudadana.

Son tiempos difíciles y de confusión que no son buenos para la sociedad, porque pueden generar aún más ingobernabilidad y violencia dentro de las instituciones públicas y la propia sociedad. Por hoy es todo. Y no olviden navegar por nuestra página www.vidapolitica.com.mx, por nuestras redes sociales @vida_politica y a través de su cuenta del Facebook con sólo escribir en su buscador REVISTA VIDA POLITICA o Vida Politica Felipe Villafaña

Sign up via our free email subscription service to receive notifications when new information is available.